Comer con eclecticismo

por Marcial del Rio

El comer siempre ha sido un símbolo de encuentro, de acercamiento y una ineludible excusa al momento de crear vínculos con otras personas. Las reuniones siempre giran en torno al comer. Sin importar qué o dónde, el solo hecho de compartir un buen plato hace, de este acto, el más solemne y puro de los encuentros entre la familia y los amigos.


Hoy, el comer, no sólo se reduce al acto de sentarse entorno a cualquier mesa. Es fundamental definir y distinguir en qué mesa y con qué sillas. Antiguamente era inconcebible pensar en no tener el clásico comedor con sus sillas- todos un mismo juego- y que, por cierto, todos morían por tener. Actualmente, mientras más ecléctico, diferente y vanguardista sea el diseño de nuestro comedor, puede llegar a transformarse en uno de los focos de atención visual más importantes dentro del espacio.